Creado por Patricia Pradolin, docente de Práctica de la Interpretación, Introducción a la Traducción y Orientación Profesional

jueves, 19 de mayo de 2016

Entrevista al intérprete Carlos Jacobo

¡Gracias a la alumna Valentina Fontan y al intérprete Carlos Jacobo por su generosa contribución a la cátedra!

1- Cuando tiene programado un trabajo de interpretación, ¿cómo se prepara
para dicho evento?
Aplicando las pautas de rigor que se nos enseñan durante la formación: a través de la inmersión lo más exhaustiva posible en la temática y de ser posible familiarizándonos con la variante regional de inglés (español o lengua de que se trate) del disertante. Creación de glosarios, investigación
sobre los perfiles profesionales de los interlocutores, estudio en equipo con el colega o los colegas que conformarán el equipo.

2- ¿Cuáles considera que son las principales herramientas y habilidades que le proporcionó su trabajo como intérprete?
El acercamiento a la interacción interpersonal, cosa que dista mucho de lo que nos exige a veces el trabajo de oficina como traductores. Capacidad de escuchar percibiendo matices que solo aportan los elementos que componen el acto de habla. Manejo de variables en situaciones imprevistas
que surgen en el momento.

3- ¿Qué balance haría de sus años en ejercicio? Y ¿qué cosas nota que han cambiado en la interpretación a través de los años?
A pesar de que las situaciones de trabajo son escasas en la región, mi balance es principalmente positivo (con un menor componente negativo). La interpretación me ha permitido acceder a situaciones y realidades que jamás me imaginé. Componente negativo: el rigor de la formación y el
tiempo que se invierte no siempre está en proporción con el reconocimiento a nivel remunerativo o la valoración social del papel del intérprete. Lo que ha cambiado a través de veinte años es que se percibe una mejora en el nivel de consciencia respecto de los usuarios de servicios de interpretación:
son más proclives a distinguir un servicio profesional de uno amateur. Igualmente queda mucha distancia por recorrer.

4- Finalmente, ¿qué consejos o pautas le daría a un intérprete que recién se inicia en esta tarea?
Si realmente tiene vocación para la interpretación, perseverar en la formación constante, a paso uniforme, sin tratarse con exigencia extrema. Como en todo, debe haber un equilibrio mínimo entre el rigor, la fruición por lo que se hace y la perseverancia, ya que hay tramos largos de inactividad.